Cerca del puerto de Gotemburgo, encontramos este apartamento de 89 m². En mi opinión, la mejor habitación del apartamento es el salón comedor. A pesar de mantener algún pequeño aire del estilo escandinavose entremezcla con un aire rústico marcado por el estilo de muebles elegidos y la estética de los sofás con los brazos redondeados. Esta estética y la combinación de blanco con el azul y el gris de los textiles de la zona de estar, la hace cálida y acogedora. Además se completa el conjunto con algunos detalles como la mesita en mimbre y la de hierro y pequeños elementos decorativos de madera.

Salon - Livingroom
Blancos y azules con aire rustico

 

En esta ocasión se ha aislado la zona de estar de una de las terrazas del apartamento utilizando unos paneles japoneses en tonos claros y con un estampado ligero.

Salon - Livingroom 02 Salon - Livingroom 03

El comedor sigue la línea del salón combinando la sencillez de elementos como la mesa y las sillas con una par de consolas a juego con el mueble de la TV. Tiene como fondo la pared de acceso a la cocina, que ha sido decorada con un papel pintado en gris con un estampado clásico que se ilumina con el entorno  (un techo blanco y unas paredes laterales en un tono crema que combina con toda la estancia y da calidez al ambiente) Además de otros objetos decorativos, en este punto llama la atención las dos puertas blancas que se apoyan sobre la pared 🙂

Comedor - Dining room

Desde el comedor accedemos a la cocina. Una cocina con un estilo actual pero sencillo. Con los muebles en madera clara y electrodomésticos en aluminio.

Cocina madera - Kitchen wood

Sin embargo la zona destinada a comer se caracteriza por un marcado aire rústico chic. Con muebles más trabajados y en blanco tenemos la mesa, un par de sillas y un banco.

No es mala combinación, sin embargo sí debo decir que el bandó que han puesto sobre el ventanal y puerta de acceso a la segunda terraza del apartamento no encaja. Es cierto que han elegido bien los coloress porque se ajustan a la combinación de tonalidades que hay en la cocina, pero el estilo elegido estropea un poco el conjunto. Un sencillo estor liso en cualquiera de esos tonos o incluso uno en blanco o crudo con un sencillo ribete en un tono algo mas tostado o el marrón oscuro hubiera sido mejor opción. Se podría mantener a esa altura. Incluso si el propietario tiene empeño en el uso de un bandó, siempre hubiera sido mejor elegirlo con una estructura que lo mantuviera liso y no sobre una barra con arandelas como han hecho.

Cocina - Kitchen
Cocina con mezcla de muebles actuales y zona comedor de estilo más rústico en blanco

 

Nos vamos al dormitorio principal. Aquí como veis, reina la sobriedad en los tonos pero aunque el blanco ilumina, quizás el tono de los textiles lo entristece un poco. Creo que con una alfombra en crudo y algún cojín en marrones, que no fueran tan grisáceos como los elegidos (ya que no hay porque cambiar los colores que le gustan al propietario) le daríamos algo de vida a este dormitorio. Creedme que tan sólo con eso, cambiaría completamenta 😉 Al final del post os propongo tres opciones diferentes para cambiar su aspecto 😉

Dormitorio principal - Bedroom Dormitorio principal - Bedroom 02

El otro dormitorio de este apartamento es una habitación más juvenil. El blanco como elemento principal se adornó en este caso con azules. Unos cojines de terciopelo en diferentes tonos de azul, una colcha con unas rayas azules y una manta gris completan el conjunto junto a una decoración muy ligera.

Dormitorio juvenil - Bedroom

A continuación vemos las dos terrazas de esta vivienda. Nada que decir, son perfectas (ays…. lo que me gustaría a mi una de esas en mi casita jejeje) 🙂

Terraza 01
Terraza con muebles de mimbre oscuro. Acogedora y sencilla
Terraza 02
Terraza de estilo moderno y muy comfortable con sillones amplios

 

Vía

Mi propuesta:

Como os decía, yo popondría algunos cambios con respecto al dormitorio, que os describo a continuación.

En estas dos primeras opciones, propongo el uso de una alfombra de yute en un tono crudo, y la combinación de unos cojines que, en el primer caso encajarían con la tonalidad del cabecero, en esa madera de tono tostado. Podríamos elegir entre la manta de manchas marrones o bien la de pelo de la segunda propuesta.

Propuesta 01
Propuesta 1: Cojines y manta en tonos ligeramente tostados

 

En la segunda opción propongo la combinación de tres cojines de diferentes texturas y estampados, cuyos contrastes darían también un golpe de luz a la cama. Sigo pensando que la alfombra clara es la mejor opción y en este caso las mantas propuestas son la de pelo a juego con el cojín o bien una de mohair en la misma tonalidad.

Propuesta 02
Propuesta 2: Cojines y mantas en marrones con texturas más cálidas

 

Esta última opción es más sobria. Unos tonos más ocuros pero que seguirían dando más vida al dormitorio. La alfombra es luminosa y los cojines en dos tonos diferentes sobre el blanco añadirían un aspecto algo más elegante que el actual.

Propuesta 03
Porpuesta 3: Cojines y alfombra en marrones mas oscuros pero luminosos

 

 

Las mantas propuestas son de Zara Home y las podéis encontrar aquí

Las alfombra de yute natural también de Zara Home las encontraréis aquí

El cojín marrón oscuro lo encontraréis aquí y el rectangular en tono tostado aquí en diferentes colores 😉 El resto son de Zara Home

He decidido enseñaros muestras de aquellas cosas que en mi opinión cambiaría, para poneros algunos ejemplos, no solo de palabra, si no a través de imágenes que seguro que os ha ayudado a entender mejor lo que decía. Espero que os haya gustado este post 🙂

MariAngel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *